Lady Bird’ es la primera película dirigida por la actriz y realizadora Greta Gerwig en solitario. El film, que narra la historia de una adolescente que da el paso a la madurez, aspira a cinco Oscar, entre ellos el de Mejor Dirección convirtiéndose así Gerwig en la quinta mujer en 90 años nominada a este galardón.

‘Lady Bird’ es candidata a los Oscar de Película, Dirección, Guion Original (Greta Gerwig), Actriz (Saoirse Ronan) y Actriz de Reparto (Laurie Metcalf).

No es de extrañar que haya dos actrices nominadas porque las interpretaciones tanto de Saoirse Ronan (“Brooklyn”) dando vida a una atribulada y rebelde Christine, una jovencita de 16 años, que se hace llamar Lady Bird, como de Laurie Metcalf (muy conocida por su trabajo de madre tejana y ultra católica del célebre Sheldon de la serie “Big Bang Theory”), en el papel de madre posesiva, son sobresalientes, llevando, sin lugar a dudas, el peso de la película.

“Lady Bird” es una película sencilla y aparentemente pequeña. Se centra más en los sentimientos y en la introspección de los personajes principales, que en grandes desplieges visuales, como suele ocurrir en un cierto tipo de cine comercial americano. Divertida a veces, seria en otros momentos, “Lady Bird” es la historia de Christine McPherson, una adolescente en el último año de instituto que sueña con irse a vivir a la costa Este y encontrarse así con personas cultas y con inclinaciones artísticas. Como refleja su apodo, “Lady Bird”, quiere volar lejos, quiere encontrar su camino y para ello, lucha por lo que quiere, aunque eso conlleve un enfrentamiento con su madre. Christine es bastante egoísta y la relación con su madre es difícil. Huye de los problemas familiares (el desempleo de su padre…) y confundida y perdida en su propio viaje hacia la madurez, antepone sus propios anhelos a los de su familia.

 

El personaje de Lady Bird está inspirado en sensaciones y emociones de la adolescencia de la directora, así como en sus recuerdos de Sacramento (California), donde se crió. Como ha declarado Greta Gerwig, “Me crie en Sacramento y me encanta, así que la motivación inicial para hacer la película era mi deseo de escribir una carta de amor a un lugar que solo supe apreciar de verdad cuando me fui. Es diferente valorar cuánto amas algo cuando tienes dieciséis años y estás convencida de que la ‘vida’ está ocurriendo en otro lado. Nada de lo que pasa en la película es una vivencia personal literal, pero hay un núcleo de verdad conectado a un sentimiento de hogar, infancia y partida”.

“Lady Bird” se estrena el próximo 23 de febrero.

Carmen Pineda

Dejar respuesta

Please enter your comment!

Please enter your name here